domingo, 19 de agosto de 2018
Inicio > Cine > Reseña de “Deadpool 2” (sin spoilers)

Reseña de “Deadpool 2” (sin spoilers)

En 2016 se estrenaba DEADPOOL, la adaptación cinematográfica de Masacre (como conocemos aquí en España al personaje de los cómics), casualmente 25 años después de su primera aparición comiquera (1991 en NEW MUTANTS).

Semejante efeméride sólo podía generar un éxito. Y lo fue…

Ahora en 2018 llega la segunda parte de la franquicia del mercenario bocazas con el mismo sentido del humor e incluso mejor, seleccionando el momento, acertando en su tempo y lugar. En vez de una sucesión de gags uno tras otro, tenemos situaciones más espaciadas que permiten mayor sorpresa y carcajada. Con la misma mala leche erótico-festiva. Genial desde el primer minuto, ya que como la primera ya presentó al personaje, DEADPOOL 2 puede ir al grano y dejar clara su propuesta sin preámbulos.

A todas las virtudes de la primera, la secuela añade infinidad de novedades positivas, la primera a destacar, la factura de las escenas de acción. Coreografiadas de manera impecable y brillante, los adjetivos que me vienen a la cabeza son espectaculares y contundentes. No en vano comparte director con ambas entregas de JOHN WICK.

La segunda novedad, y verdaderamente sorprendente para mí es la inclusión del dramatismo en varias escenas, que por un lado ayudan a entender mejor la personalidad de Deadpool y por el otro contrastan de manera efectiva con las situaciones cómicas. Siendo difícil mezclar los tres conceptos (humor negro, acción espectacular y dramatismo) en una misma película, DEADPOOL 2 no sólo sabe hacer esa mezcla perfecta, va un paso más allá y consigue que un elemento resulte intensificador del otro.

Como resultado, el cambio de un registro a otro te engancha de tal manera a la pantalla que las dos horas de su metraje vuelan, se hacen cortas y cuando acaba quieres más.

Otro punto fuerte de la película es su casting, un reparto que ya fue un acierto en la primera y que en esta segunda aún lo clava más. Personajes como Cable o Dominó consiguen aunar lo increible de sus poderes y habilidades (no en vano son hijos de la Marvel de los 90, donde el realismo no era esencial) al mismo tiempo que con un carisma y una actuación notables, los convierten en carne y hueso, entendiendo en cada momento su motivación y haciéndola totalmente creíble. Si en la primera asistimos a un protagonismo muy marcado de DEADPOOL y sus monólogos, aquí se da un reparto coral, donde cada personaje tiene su propia voz y momento de gloria, mejorando exponencialmente el producto final.

Continuos cameos, detalles y referencias a la cultura pop (además de la obligada autoparodia del género) enriquecen cada minuto. Por no hablar de la banda sonora, potente y de lujo, con multitud de canciones que reconoceréis sin duda y que acompañan las imágenes de manera perfecta.

X-FORCE, el grupo que en los cómics formaba Cable y que aquí lidera Deadpool tiene quizá la mejor y más hilarante escena que yo recuerdo haber visto en el cine. Carcajada asegurada.
Si Deadpool era buena, Deadpool 2 entierra el dicho de que segundas partes nunca fueron buenas. Es más y mejor.

Si te planteas si ir a verla o no, hazme caso, decídete y ves o te arrepentirás.

¡Compártelo si te ha gustado!
Gato Perthusiano
Gamer y lector de cómics profesional, con un máster en visionado de sagas cinematográficas, que en su tiempo libre va a trabajar a una tienda de ropa.
https://www.facebook.com/Perthusiano/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.